Cáncer de piel

Cancer de piel

Existen distintos tipos de cáncer de piel, con pronósticos muy diferentes. El factor de riesgo principal es la radiación ultravioleta en todas sus formas, la natural (sol) y la artificial (cabinas). Existen dos tipos de daño solar a la piel: el agudo (quemaduras esporádicas en época estival, típica de gente joven) y el crónico (exposición solar a lo largo de la vida, propia de gente mayor). El primer tipo de daño solar es el factor de riesgo principal para el melanoma, mientras que el segundo lo es para el carcinoma basocelular y el carcinoma escamoso. Cabe tener muy presente que, para sufrir un cáncer de piel, no es estrictamente necesario tener el hábito de tomar el sol en la playa: la acumulación crónica de la radiación solar del exterior es suficiente.  Por supuesto, a esta radiación propia del clima mediterráneo se tiene que sumar la asociada a tomar el sol de forma activa. Por estos motivos es esencial protegerse del sol, no sólo en la playa, sino en el ritmo de vida habitual.

Por frecuencia, el  cáncer de piel más común es el carcinoma basocelular. Suele manifestarse como una pápula –una pequeña protuberancia– translúcida, levemente hiperpigmentada, y con tendencia a ir aumentando de tamaño. No es raro que en ocasiones sangre. Suele situarse en las zonas de exposición solar crónica como son el rostro, el escote y la parte alta de la espalda. Pese a que es más frecuente en pacientes de la tercera edad cabe destacar el aumento de la incidencia que se ha producido en pacientes jóvenes en los últimos años.  El diagnóstico precoz de este tipo de cáncer permite en la mayoría de ocasiones eliminarlo de forma definitiva mediante su exéresis. El carcinoma basocelular no tiene tendencia a extenderse a otros órganos y habitualmente sólo consiste en un problema local. No obstante, su ritmo de crecimiento puede ser acelerado y constituir un reto terapéutico por la dificultad de reconstruir la zona en que asentaba una vez extirpado.

El carcinoma escamoso se manifiesta de formas distintas, siendo el signo más constante la persistencia de una lesión cutánea que tiende a crecer formando una costra que se renueva periódicamente. Este tipo de cáncer de piel es frecuente en el área facial, los pabellones auriculares, el labio inferior, el dorso de las manos y el escote. Su factor de riesgo principal es el daño solar crónico. El carcinoma escamoso posee potencial para extenderse a otros tejidos a distancia (metástasis) y, ocasionalmente, puede ser mortal. La mayoría de veces, no obstante, la exéresis precoz de la lesión con márgenes de seguridad suele ser suficiente para su eliminación.

El melanoma es un cáncer de piel derivado de los melanocitos, las células que dan el color a la piel. Por lo general aparecen sobre piel sana, si bien es posible que un lunar se transforme en un melanoma. Es un cáncer con una elevada incidencia en gente joven, y en los últimos años se ha producido un claro aumento de su frecuencia. El factor de riesgo principal es el antecedente de quemaduras solares intermitentes en la infancia y en la juventud. El melanoma es un tumor agresivo, con tendencia a propagarse a órganos a distancia y con una mortalidad notable en función del estadio de la enfermedad. Debido a esto resulta esencial hacer el diagnóstico precoz de esta lesión y proceder a su extirpación inmediata con márgenes de seguridad.

MÁS INFORMACIÓN

Consulte las entradas en el Blog para obtener más información:

 Diagnóstico precoz

 Carcinoma basocelular

 Carcinoma escamoso

 Melanoma 

Referencias bibliográficas

Kwasniak LA, Garcia-Zuazaga J. Basal cell carcinoma: evidence-based medicine and review of treatment modalities. Int J Dermatol. 2011 Jun;50(6):645-58.

Macbeth AE, Grindlay DJ, Williams HC. What’s new in skin cancer? An analysis of guidelines Clin Exp Dermatol. 2011 Jul;36(5):453-8.

Bichakjian CK, Halpern AC, Johnson TM, Foote Hood A, Grichnik JM, Swetter SM, Tsao H, Barbosa VH, Chuang TY, Duvic M, Ho VC, Sober AJ, Beutner KR, Bhushan R, Smith Begolka W; American Academy of Dermatology. Guidelines of care for the management of primary cutaneous melanoma. American Academy of Dermatology. J Am Acad Dermatol. 2011 Nov;65(5):1032-47.

Comparte este artículo

Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email

¿Necesitas renovar una
receta médica?

Si ya eres paciente del Dr. Didac Barco, ahora puedes renovar tu receta de forma online y así ahorrar visitas innecesarias a la clínica.