Condilomas acuminados e infección por el VPH (parte 1)

Condilomas acuminados e infección por el VPH

Parte 1: INFORMACIÓN GENERAL Y VÍA DE TRANSMISIÓN

¿Qué son las verrugas genitales?

Las verrugas genitales, denominadas condilomas acuminados, son el producto de la infección por el virus del papiloma humano -VPH-, y se perciben como pápulas queratósicas con forma de pequeña coliflor o de aspecto filiforme, que sobresalen de la piel de los genitales o de alrededor de los mismos (pubis, periné, zona perianal y anal). Raramente pueden asentar también en la mucosa oral. Tienen el color de la piel o pueden ser más blanquecinas o marrones.

¿Por qué aparecen las verrugas genitales?

Los condilomas son la consecuencia de la infección por el virus del papiloma humano, que se adquiere mediante las relaciones sexuales con el contacto de las mucosas (oral, genital o anal) y de la piel.

¿Qué es lo más importante que se debe saber sobre la infección del virus del papiloma (VPH)?

El punto más importante a tener en cuenta sobre la infección por el VPH es conocer que algunos de los virus causantes, denominados serotipos de alto riesgo, tienen potencial oncogénico (favorecen la aparición de un cáncer en la región infectada). Esto es particularmente importante en el caso de las mujeres (puesto que el VPH es el factor de riesgo principal para sufrir un cáncer de cérvix) y en el de varones homosexuales inmunodeprimidos (el VPH, raramente, puede causar también cáncer anal o de recto).

Las mujeres infectadas por el VPH tienen que someterse a una revisión ginecológica y a una citología para comprobar si hay afectación del cérvix. En cuanto a las personas con infección alrededor del ano o en el mismo, es recomendable someterse a una exploración del ano y del recto (rectoscopia) para determinar si existen condilomas en la parte distal del colon.

¿Qué más se debe saber sobre esta infección?

La infección por el VPH es la enfermedad de transmisión sexual más frecuente en la actualidad, y se cree que hasta el 80% de la población general ha entrado en contacto con este virus.

La gran mayoría (90%) de las personas que contactan con el virus consiguen eliminar de forma natural la infección y nunca manifestarán la enfermedad. El 10% restante que contacta con el virus se infecta y desarrollará verrugas. La mayoría de los condilomas están causados por virus SIN potencial oncogénico (serotipos de bajo riesgo), que únicamente provocan verrugas sin que haya riesgo de degeneración a cáncer. En conclusión, el riesgo de que esta infección desemboque en un cáncer es bajo. No obstante, hay que realizar una consulta al dermatólogo y realizar tratamiento.

¿Cómo se contagia el VPH?

El virus del papiloma humano se transmite por vía sexual: durante las relaciones se exponen la piel y las mucosas (oral, genital, anal) de una persona con la piel y las mucosas de otra persona, que pueden tener una cantidad suficiente de VPH como para contagiar la infección al primero. El contagio se produce mediante el contacto físico, ya que este virus no circula por la sangre ni dentro del semen.

Hasta un 70% de los sujetos que contactan con una persona infectada manifestarán verrugas genitales. Para producirse el contagio no es necesario que el sujeto que contagia tenga verrugas visibles: lo más frecuente es el estado de portador de VPH asintomático (sin lesiones visibles).

Raramente, se pueden transmitir de madre a hijo en el momento del parto, o bien por autoinoculación por el mismo sujeto.

¿Cuánto tardan las verrugas en aparecen tras el contagio?

El hecho de sufrir la infección del VPH no implica necesariamente tener condilomas: es posible ser portador del virus y no haber tenido nunca ninguna manifestación en forma de verrugas. De hecho, esta es la situación más frecuente.

Del mismo modo, resulta imposible predecir el tiempo de incubación entre el contacto de riesgo y la aparición de las verrugas, ya que este periodo es muy variable entre las personas y está influenciado por muchos factores: la cantidad y agresividad del subtipo de virus, la respuesta inmunológico del sujeto, los factores genéticos, la edad, el género, sufrir otras enfermedades…

Es imposible o muy difícil establecer una relación cronológica entre un contacto sexual y la aparición de las verrugas.

¿Se trata de una enfermedad peligrosa?

En la inmensa mayoría de casos no tiene ningún efecto sobre la salud de la persona. Hasta un 90% de la población infectada no manifiesta ninguna sintomatología, no tiene condilomas, o no requiere ningún tratamiento. No obstante, algunos subtipos de virus sí tienen riesgo de causar cáncer en la zona donde asientan. Esto obliga a que, ante la detección de una verruga genital, haya que consultar con un dermatólogo para el diagnóstico y tratamiento.

Puede mirar este vídeo, donde el Dr. Dídac Barco nos explica más detalles de la infección por el VPH:

 Pulse aquí si desea saber cómo se diagnostican y tratan los condilomas.

REFERENCIAS
· Scheinfeld N, Lehman DS. An evidence-based review of medical and surgical treatments of genital warts. Dermatol Online J. 2006 Mar 30;12(3):5.

· Tchernev G. Sexually transmitted papillomavirus infections: epidemiology pathogenesis, clinic, morphology, important differential diagnostic aspects, current diagnostic and treatment options. An Bras Dermatol. 2009 Aug;84(4):377-89.

Agradecimientos

Al Dr. Leo Barco por la imagen clínica. Consulte su Atlas de Dermatología online en www.dermafoto.com.

Comparte este artículo

Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email

¿Necesitas renovar una
receta médica?

Si ya eres paciente del Dr. Didac Barco, ahora puedes renovar tu receta de forma online y así ahorrar visitas innecesarias a la clínica.