Dermatitis seborreica

Dermatitis seborreica

Tratamiento de la dermatitis seborreica

¿Qué es?

La dermatitis seborreica es un trastorno inflamatorio de la piel que se manifiesta como la tendencia a la erupción de pápulas y/o placas eritematosas-amarillentas, untuosas y descamativas en las zonas del cuerpo con más sebo.

¿En qué zonas?

Suele situarse en las áreas “seborreicas”, que poseen mayor concentración de glándulas sebáceas (excretan el sebo natural de la piel). Estas zonas son el cuero cabelludo, el conducto auditivo externo, laregión retroauricular, el área central de la cara, el tórax y el dorso. Asimismo, es posible que aparezcan lesiones en los genitales y en las ingles, puesto que allí también hay una alta concentración de glándulas.

¿Es muy frecuente?

Sí. Puede afectar hasta al 3% de la población general, y es más habitual en hombres jóvenes. Es posible que aparezca en el neonato, siendo la incidencia mayor entre el nacimiento y los tres primeros meses de vida (hasta el 10% de los bebés la pueden padecer).

Dermatitis seborreica del neonato: obsérvense las pápulas amarillentas descamativas en el área ciliar

¿Qué evolución tiene?

Se considera a la dermatitis seborreica del adulto como un trastorno crónico sin curación definitiva, aunque suele cursar con periodos asintomáticos y periodos de brote de lesiones. En cambio, la dermatitis seborreica del neonato suele ser autolimitada.

¿Por qué aparece?

El motivo exacto se desconoce, aunque es sabido que existe un sobrecrecimiento o una respuesta inmunológica anormal a un hongo de la flora normal de la piel: Malassezia spp. Éste produce una irritación de la superficie cutánea, que se manifiesta con las lesiones de dermatitis seborreica. Asimismo, se conoce que este trastorno tiene relación con el exceso de sebo cutáneo, con la estación del año y con los periodos de estrés.

¿Existe relación entre la dermatitis seborreica y la alimentación?

No se ha encontrado ningún dato sólido que relacione la alimentación y la dermatitis seborreica, si bien el consumo de alcohol parece empeorar el curso de las lesiones.

¿Tiene relación con el estrés?

El estrés no es la causa de la enfermedad, pero como muchos trastornos cutáneos empeora con el estrés psicológico, y el paciente suele referir la aparición o un aumento de las lesiones en épocas complicadas.

¿Qué relación tiene con la psoriasis?

La gran mayoría de veces son enfermedades claramente diferenciadas, aunque en ocasiones no resulta tan fácil poner un límite entre ellas. Por ejemplo, dermatitis seborreicas muy intensas del cuero cabelludo o del rostro pueden parecer una psoriasis. Esto ha llevado a algunos dermatólogos a idear la palabra “seborriasis”, para denominar estos casos de solapamiento. No obstante, cabe comprenderlas como trastornos distintos y no interpretar erróneamente que una puede evolucionar a la otra o viceversa.

¿Cómo se trata?

Debido a que en su origen se incluye el sobrecrecimiento de un hongo, la inflamación y el exceso de sebo, los tratamientos van dirigidos a atacar estos factores.

En primer lugar debe tenerse en cuenta que la dermatitis seborreica es un trastorno crónico que cursa a brotes y que, desafortunadamente, no poseemos una curación definitivamente.

Por lo general podemos emplear preparados tópicos antifúngicos o anti-inflamatorios. Entre estos últimos tenemos los corticoides, que son excelentes para el control de los brotes intensos, y los inhibidores de la calcineurina (pimecrólimus, tacrólimus), que son menos potentes pero con un perfil de seguridad más apto para el uso prolongado. Los corticoides están en todas las presentaciones posibles: crema, pomada, loción, emulsión, espuma… Los inhibidores de la calcineurina exclusivamente en crema (pimecrólimus) o ungüento (tacrólimus).

Los fármacos antifúngicos pueden utilizarse en forma de cremas, lociones o jabones. Esta última opción permite realizar un tratamiento de mantenimiento efectivo y cómodo, reduciendo el número e intensidad de brotes. Entre ellos figuran el clotrimazol, el ketoconazol, la ciclopiroxolamina o el piritionato de zinc.

Finalmente existen opciones anti-proliferativas y anti-inflamatorias, como los champús derivados del alquitrán, muy útiles para el control de la dermatitis seborreica intensa del cuero cabelludo.

REFERENCIAS

· Sampaio AL, Mameri AC, Vargas TJ, Ramos-e-Silva M, Nunes AP, Carneiro SC. Seborrheic dermatitis. An Bras Dermatol. 2011 Nov-Dec;86(6):1061-71.

Comparte este artículo

Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email

¿Necesitas renovar una
receta médica?

Si ya eres paciente del Dr. Didac Barco, ahora puedes renovar tu receta de forma online y así ahorrar visitas innecesarias a la clínica.