Tratamiento de las cicatrices de acné con láser

Tratamiento de las cicatrices de acné con láser

La secuela estética más frecuente del acné es la formación de cicatrices. En función del aspecto que presentan respecto a la superficie cutánea se dividen en atróficas (cuando son deprimidas) y en hipertróficas o queloides (cuando sobresalen respecto a la superficie cutánea y rebosan el área cicatricial, respectivamente). Dentro de las atróficas podemos incluir las denominadas en “pica-hielos”, que presenta aspecto de perforaciones puntiformes.

En este apartado hablaremos de las cicatrices atróficas y en pica-hielos, para conocer más sobre la terapia de las cicatrices hipertróficas y queloides puede dirigirse aquí.

Las cicatrices atróficas o deprimidas aparecen por un defecto de colágeno y elastina en la dermis, la capa intermedia de la piel. Por lo tanto, todas las terapias irán destinadas a la formación y al reordenamiento de las fibras dérmicas de colágeno.

Hasta la actualidad los tratamientos anteriores que obtenían los mejores resultados conseguían en efecto aumentar la síntesis de colágeno, pero con un inconveniente importante: necesariamente se tenía que eliminar la epidermis (capa más superficial de la piel) para llegar a tratar la dermis. Los sistemas que actuan de esta forma son los peelings profundos y el láser ablativo (por ejemplo de CO2 o de erbio). Este tipo de terapias implica la formación de costras y heridas dolorosas, obliga a pasar por un periodo de re-epitelización de la piel y a tener que hacer tratamiento oral preventivo para la sobreinfección por herpes simple. En conjunto, estos factores hacen que la tasa de efectos adversos o incomodidades causadas por el tratamiento sea elevada y detenga el ritmo de vida habitual del paciente.

Actualmente se han producido los sistemas de láser fraccionado no ablativo, que permiten impactar directamente sobre la dermis respetando la superficie de la piel. Por lo tanto, favorecen la neoformación de colágeno sin que se tenga que eliminar la epidermis y se formen heridas o costras. El láser fraccionado ablativo se aplica con un cabezal refrigerado sobre la piel para salvaguardar la epidermis y emite micro-columnas de calor a la dermis para estimular la síntesis de colágeno. La formación de este nuevo colágeno rellena progresivamente los defectos de las cicatrices y homogeniza la superficie de la piel, mejorando su aspecto externo y eliminando o atenuando de forma notable las depresiones que presentaba. El proceso de neoformación del colágeno no es inmediato y los efectos de la terapia son perceptibles tras 3-4 semanas después de la primera sesión.

Esquema del mecanismo de acción del láser fraccionado no ablativo: obsérvese como el frío del cabezal impide la lesión de la superficie de la piel

El tratamiento con láser fraccionado no ablativo se realiza por sesiones de minutos de duración, separadas por 4-6 semanas. Las sesiones resultan cómodas para el paciente, poco molestas, y sólo ocasionan un eritema (rojez) transitorio en la zona tratada, por lo que no obligan a interrumpir su ritmo de vida normal. Tras el tratamiento, no es necesario hacer ninguna cura especial sobre la zona, a excepción de emplear protección solar.

Una ventaja adicional que presenta este tratamiento es que la neoformación del colágeno es un proceso dinámico que dura varias semanas, por lo que una vez finalizada la terapia es posible seguir mejorando durante un periodo. El número de sesiones a practicar es variable en función del tipo de cicatrices, de su profundidad y de la posible combinación con otras terapias, aunque suelen oscilar entre 3 y 6 sesiones.

Los estudios publicados referentes a la aplicación del láser fraccionado no ablativo para el tratamiento de las cicatrices por acné arrojan resultados de mejoría de hasta el 75% en la irregularidad de la superficie cutánea, con un elevado grado de satisfacción por parte del paciente.

Finalmente, el tratamiento de las cicatrices por acné con láser fraccionado no ablativo permite una perfecta combinación con terapias addicionales como son el relleno con ácido hialurónico, los peelings superficiales y los rollers.

Tratamiento de las cicatrices de acné con láser fraccionado no ablativo

 El láser fraccionado no ablativo es un tratamiento efectivoseguro y cómodo para todos los tipos de cicatrices causadas por el acné, especialmente para las atróficas.

 Es un dispositivo aprobado desde el 2.006 por la Food and Drug Administration (EUA) por su perfil de seguridad y eficacia para esta indicación.

 Respecto a otras terapias resulta más cómodo e inocuo para el paciente, produciendo un eritema transitorio sin que se formen costras ni heridas que obliguen a interrumpir el ritmo de vida normal.

 El tratamiento se efectúa con sesiones de minutos de duración y separadas entre 4 y 6 semanas.

 El láser fraccionado no ablativo puede combinarse con otras opciones terapéuticas como los peelings superficiales, los rollers o el relleno con ácido hialurónico.

Casos clínicos tras 2-3 sesiones

Video explicativo

Video caso real

PREGUNTAS FRECUENTES

¿Cuál es el mejor tratamiento para las cicatrices de acné?

Depende del tipo de cicatrices. No obstante, el láser fraccionado no ablativo es el que permite tratar todos los tipos, sean sobresalidas o deprimidas, extensas o no, de forma cómoda, segura y efectiva. Es un tratamiento con una relación riesgo/beneficio óptima, y con unos índices de efectividad y de satisfacción del paciente muy elevados. Además, la relación coste/beneficio es más favorable que en otras terapias.

¿El láser fraccionado no ablativo es efectivo para las cicatrices de acné?

En la actualidad es el tratamiento con mejor relación riesgo/beneficio, por encima de los láseres ablativos y los peelings profundos. La reducción de la irregularidad de la piel puede alcanzar hasta el 75%.

¿Qué tipo de cicatrices de acné mejora el láser fraccionado no ablativo?

Es eficaz en todas, las hipertróficas, los queloides y las atróficas, si bien es en estas últimas donde resulta más útil.

¿Es un tratamiento muy agresivo que interrumpe el ritmo de vida normal?

No. No es necesario coger la baja, realizar cura sobre heridas ni obliga a tomar comprimidos para prevenir la infección bacteriana. Este sistema ocasiona una rojez transitoria de horas de duración.

¿El tratamiento obliga a ingresar en el hospital, tener que quedarse en casa o someterse a anestesia general?

No. Es un tratamiento ambulatorio, de unos minutos de duración, y poco doloroso. Además, es posible emplear una crema anestésica aplicada antes de la sesión para mayor comodidad siempre que sea necesario.

¿El tratamiento de las cicatrices de acné con láser fraccionado no ablativo es muy caro?

En la actualidad es el tratamiento con mejor relación coste/beneficio, ya que es eficaz, es cómodo y no tiene un coste superior a otros tratamientos.

¿Cómo son las sesiones? ¿Cada cuánto se hace? ¿Cuántas se necesitan?

Son ambulatorias. Se aplica el cabezal refrigerado del láser sobre las áreas a tratar y se pulsa sobre ellas. No son dolorosas, y si ocasiona alguna molestia es posible emplear una crema anestésica previamente. Las sesiones duran unos minutos, en función de la extensión de las cicatrices, y se separan 4-6 semanas. El número de sesiones es variable según la profundidad y extensión, y suelen necesitarse entre 4 y 10.

¿Qué aspecto tiene la piel después de hacerse una sesión de láser fraccionado no ablativo?

Por lo general sólo causa rojez transitoria de horas de duración. Muy ocasionalmente puede provocar un ligero edema (hinchazón) que dura unas horas. El tratamiento no obliga a coger la baja ni supone una alteración estética importante.

¿Qué cuidados debo tener después de una sesión de láser fraccionado no ablativo?

Sólo debe aplicar protección solar. Como no provoca costras ni heridas no es necesario tomar o aplicar antibióticos ni cremas re-epitelizantes.

REFERENCIAS

• Cho SB, Lee SJ, Cho S, Oh SH, Chung WS, Kang JM, Kim YK, Kim DH. Non-ablative 1550-nm erbium-glass and ablative 10 600-nm carbon dioxide fractional lasers for acne scars: a randomized split-face study with blinded response evaluation. J Eur Acad Dermatol Venereol. 2010 Aug;24(8):921-5.

• Lene Hedelund, Karen Estell R. Moreau, Ditte M. Beyer, Peter Nymann, Merete Hædersdal. Fractional nonablative 1,540-nm laser resurfacing of atrophic acne scars. A randomized controlled trial with blinded response evaluation. Lasers Med Sci. 2010; 25:749–754.

Pulse aquí para saber más del tratamiento de cicatrices de acné en pica-hielo.

Pulse aquí para saber qué tipos de cicatrices de acné existen.

Pulse aquí para saber más sobre peelings químicos en el acné.

Pulse aquí para saber más sobre tratamiento de cicatrices de acné con láser ablativo.

Comparte este artículo

Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email

¿Necesitas renovar una
receta médica?

Si ya eres paciente del Dr. Didac Barco, ahora puedes renovar tu receta de forma online y así ahorrar visitas innecesarias a la clínica.